Oro Blanco o Platino: ¿Cuál Elegir para tus Joyas?

Oro Blanco o Platino: ¿Cuál Elegir para tus Joyas?

¿De qué está hecha una joya? ¿Qué es mejor, el oro blanco o el platino? ¿Por qué el platino es más valioso que el oro? Estas preguntas son esenciales al elegir una joya, y entender las características de estos metales preciosos es crucial para tomar una decisión informada.

Características del Oro

El oro es un metal precioso y noble, lo que significa que es altamente resistente a la corrosión y oxidación, manteniendo su apariencia a lo largo del tiempo. Su color natural es un amarillo brillante, es muy pesado, maleable y dúctil, además de ser un excelente conductor de electricidad y calor. Estas propiedades lo hacen altamente apreciado no solo en joyería, sino también en la industria y en inversiones.

En la joyería, el oro puede presentarse en una variedad de colores, dependiendo de las aleaciones con otros metales. El oro rojo, rosa, azul, verde y gris son el resultado de estas combinaciones. El oro blanco, en particular, se logra al alear oro amarillo con metales como el rodio, el níquel o el paladio. El rodio proporciona un brillo blanco muy atractivo, pero su recubrimiento tiende a desgastarse con el tiempo. El níquel, aunque puede causar alergias en algunas personas, da rigidez al oro, ideal para piezas como prendedores. El paladio, por su parte, aporta flexibilidad y suavidad, siendo perfecto para anillos de diamantes.

Características del Platino

El platino es otro metal noble, conocido por su color blanco grisáceo natural. Comparado con el oro, es más pesado, maleable y dúctil, y su rareza en la corteza terrestre lo hace altamente valioso. El platino es también muy resistente a la corrosión y oxidación, y se utiliza en diversas industrias, desde la fabricación de equipos de vidrio y plásticos hasta aplicaciones médicas y tecnológicas.

En joyería, el platino rara vez se usa en su forma pura. Normalmente, se alea con otros metales de su grupo (como rutenio, rodio, paladio, osmio e iridio) para aumentar su dureza y brillo. Una joya que contiene un 95% de platino es considerada de platino puro y, mientras mayor sea este porcentaje, mayor será su valor.

Diferencias y Ventajas

A simple vista, las joyas de oro blanco y platino pueden parecer similares, pero hay diferencias clave. El platino es más pesado que el oro blanco, y también más duro, lo que lo hace más duradero pero también más difícil de trabajar. Esto contribuye a su mayor costo. Además, el mantenimiento del oro blanco es más exigente, ya que su recubrimiento de rodio puede desgastarse, necesitando retoques periódicos para mantener su apariencia.

La rareza del platino también juega un papel importante en su valor. Es más raro que el oro y, por tanto, más costoso. Históricamente, una reconocida marca de joyas del siglo XIX usó platino para crear algunas de sus piezas más icónicas, lo que aumentó su prestigio y demanda en el mercado de la joyería.

Conclusión

Elegir entre oro blanco y platino depende de varios factores: tu presupuesto, preferencias de mantenimiento y gusto personal. El platino ofrece durabilidad y un brillo natural duradero, pero a un precio más alto y con mayor peso. El oro blanco es más asequible y ligero, pero requiere más mantenimiento para conservar su brillo. Ambos metales ofrecen belleza y elegancia, haciendo de cualquiera de ellos una excelente elección para tus joyas.

¡Utiliza esta guía para tomar la mejor decisión y disfrutar de tus joyas con confianza y estilo!


En German Joyero podrás encontrar las joyas de oro o platino más exclusivas de Madrid y Valencia. Encontrarás una variedad de anillos de solitario para pedir la mano y serás asesorado en todo momento por nuestros expertos..

Av/ Concha Espina 5, Madrid

C/ Colón 43, Valencia

Compartir esta entrada